Vamos a Aprender a Hacer Mermelada de Fresa Casera Baja en Azúcar

La mermelada tradicionalmente ha sido una forma fácil y rica de conservar la fruta para poder consumirla todo el año.

Puedes hacer esta receta con casi cualquier fruta de temporada, pero hoy nos vamos a basar en la mermelada de fresa, ya que estamos empezando la época del fresón.

Nuestra receta de mermelada es una receta baja en azúcar, normalmente la mermelada se realiza con la misma cantidad de azúcar que de fruta algo que a mi gusto quedada extremadamente dulce, pero dependiendo de lo que os guste podéis variar las proporciones.

Al tener menos azúcar tiene muchas menos calorías y es más sana, por lo que es una buena opción para sustituirla a diario por las mermeladas industriales.

Una de las recetas con fresas más fáciles es esta rica mermelada, es fácil y te saldrá muy rica, ya verás.

mermelada sana baja en azúcar

Dificultad:                            Tiempo de preparación:
Muy fácil. 35 minutos.

Ingredientes:

1 Kg de fresón.

350 Gr de azúcar.

½ limón.

Modo de preparación:

Lavamos bien las fresas, quitamos los rabitos verdes y las partimos, dependiendo si nos gusta con la fruta entera o triturada la partimos más o menos, si la queremos dejar entera partimos cada fresa aproximadamente en 8 trozos, si la vamos a triturar la mermelada después partiendo cada fresa por la mitad es suficiente.

Mermelada baja en azúcar

Ponemos las fresas en una cazuela de tamaño medio, que queden holgadas, exprimimos el zumo del medio limón encima de ellas y dejamos cocer, que se vayan cocinando hasta que las fresas estén blandas, este proceso tarda aproximadamente 20 minutos. Tienes que remover de vez en cuando.

Mientras se va cocinando nuestra mermelada vamos a preparar los tarros para envasarla, podéis reutilizar 4 o 5 tarros que tengáis por casa de mermeladas u otras conservas, siempre han de estar muy limpios y secos. Los vamos abriendo las tapas y dejando sobre la encimera para poder rellenar todos a la vez.

Llegados a este punto incorporamos el azúcar y removemos. A partir de aquí hay que tener mucho cuidado no se nos pegue, esto es más fácil con el azúcar. Cuando el azúcar este disuelto con una cucharita retiramos un poquito, dejamos enfriar y probamos de azúcar, si nos gusta más dulce incorporamos más azúcar.

Dejamos cocinar removiendo asiduamente otros 10 minutos más o menos, hasta que veamos que la mermelada está hecha y ha evaporado el agua sobrante.

A partir de aquí decidiremos la textura que queremos que tenga nuestra mermelada, si queremos que quede con trocitos o no, si deseamos que quede muy fina la batimos con la batidora en la misma cazuela, si queremos algo intermedio la pasamos por un pasapuré más grueso y si nos gusta entera la envasamos tal cual.

Una vez que la mermelada tenga la consistencia que deseamos, la volvemos a poner a cocer y cuando esté en ebullición con la ayuda de un cazo y un embudo y muchísimo cuidado de no quemarnos, la vamos metiendo en los botes que hemos preparado.

Reutilizar botes de cristal de conservas

Llenamos cada bote hasta arriba y rápidamente cerramos la tapa bien apretada, envolvemos el bote en trapo y lo ponemos boca abajo hasta que se enfríe, para así conseguir que haga vacío y la mermelada nos pueda durar meses sin necesidad de meter en frío.

Puedes usar esta mermelada como acompañamiento de una tostada, para hacer creps de fresa, una tarta de fresas, acompañar pates o como base en cualquier otra receta con mermelada de fresa.

En Saborilandia, queremos ayudarte a comer sano.

Haz tu compra de la manera más cómoda, productos artesanos y alimentación tradicional en solo un click. Te llevamos a casa todo lo necesario para hacer esta rica mermelada, para que no pierdas el tiempo en hacer la compra. 

Si quieres estar al día de nuestras novedades suscribirte a nuestra Newsletter y tendrás un descuento de 10 € para tu compra.

No lo pienses más y empieza a comer mejor.